Publicada:

Las pipas, mezcla de ocio y nutrientes

Las pipas, mezcla de ocio y nutrientes

Con el buen tiempo pasamos más horas fuera de casa, y las jornadas al aire libre son perfectas para tomar snacks saludables. Las pipas, por ejemplo, son un alimento nutritivo con un alto nivel de nutrientes que se consume en culturas tan diferentes como la china, donde el 10% de su cesta de la compra anual es para snacks como las pipas. En España, las pipas se suelen disfrutar en momentos de ocio y muchas veces en compañía de familiares y amigos.

El picoteo descontrolado entre horas no está recomendado, pero si no aguantamos la tentación, una buena opción es recurrir a las pipas en sus variadas versiones:

Las pipas de girasol son una gran fuente de vitamina E y ácidos grasos omega-6, que ayudan a proteger el corazón y el sistema cardiovascular. Además, aumentan las defensas, tienen propiedades antioxidantes, equilibran el metabolismo, contienen ácidos grasos Omega 3, y si se consumen junto a frutos secos o legumbres, ambos alimentos se complementan y logran una proteína de alto valor biológico.

Las semillas de girasol también están especialmente indicadas para mujeres embarazadas, o en busca de un embarazo, debido a su alta concentración de folatos, indispensables para el buen desarrollo del feto y cuya carencia está ligada a un retraso en el crecimiento y a defectos como el desarrollo de espina bífida.
Los expertos aseguran que podemos tomar hasta 100 gramos de pipas de girasol sin pelar al día, sin temor a subir de peso, y recomiendan tomarlas crudas frente a las versiones tostadas o con sal (no aptas para hipertensos). Las pipas también son ricas en fibra, vitaminas del grupo B, calcio, fósforo y magnesio, ideales para una buena actividad cerebral.
Las pipas de calabaza tienen una acción antiinflamatoria y poseen un gran contenido en magnesio, zinc, fósforo, omega 3 y fibra, lo que aporta importantes beneficios a nuestro organismo: pueden ayudar a dormir mejor, a evitar el estrés y los calambres musculares y mantener sano el sistema cardiovascular,

Las pipas de calabaza también son una buena fuente de vitaminas y minerales como el zinc, que ayudan al crecimiento y la división celular, además de beneficiar a la salud de la piel, ojos y oídos.
Son muchas las formas en las que podemos tomar las pipas de calabaza. Comerlas como las pipas de girasol, añadiéndolas a una ensalada o un plato de verduras salteadas, o mezcladas con yogur. Como cualquier otro alimento cargado de nutrientes, las pipas de calabaza se deben tomar con moderación. Se recomienda, como mucho, tomar 20 gramos de pipas de calabaza al día, equivalentes a unas 120 calorías.

Fuentes: Natursan, Vive Saludable

COMPARTE ESTE CONTENIDO